Sesiones del portero

“Las sesiones del portero”

En un artículo pasado hablé de la importancia que tiene un portero en nuestro equipo. Es el único jugador que tiene la posibilidad de jugar con la mano en un área dentro de nuestra media cancha. Así mismo es el que trata de detener todas las ocasiones que tiene nuestro rival.

¿Le damos la importancia suficiente como para hacer sesiones específicas? ¿Es necesario estas sesiones específicas para ellos? ¿Se sienten apartados del grupo por qué no tienen sesiones específicas?

Claro está que tus porteros se amoldan a las sesiones y se sienten parte activa del grupo y del equipo, pero tenemos que darles importancia y realizar sesiones específicas para ellos. Hay equipos que tienen falta de cuerpo técnico y es imposible que el único entrenador se duplique y haga las dos sesiones simultáneamente, pero hoy en día, en la mayoría de equipos hay dos entrenadores.

Podemos delegar este trabajo a nuestro entrenador ayudante, podemos realizarlo nosotros o bien, podemos alternarnos. El caso es entrenar a nuestros porteros en sesiones específicas con sus acciones, que son muy diferentes a las que realizan los jugadores de campo, corrigiendolos y haciéndoles importantes.

Estas sesiones pueden estar dentro del entrenamiento del equipo, separándolos del resto y haciendo en una mitad de cancha el específico para ellos y, a su vez en la otra mitad específico para el resto de jugadores de campo.